martes, 10 de junio de 2008

Actualidad de Isaac Albéniz

Albéniz por la Orquesta de Cadaqués
Isaac Albéniz (1860-1909): POÈMES D'AMOUR - EVOCACIÓN - TRIANA - LAVAPIÉS
Isabelle Bres, rapsoda.
Orquestra de Cadaqués.
Directores: Vasily Petrenko (Poèmes d'amour) y Gianandrea Noseda

1. Poèmes d'amour
I. La jeunesse d'Éve
II. Adam et Éve
III. Booz et Ruth
IV. Endymion et Diane
V. Catulle et Lesbie
VI. Judith et Holopherne
VII. Daphnis et Chloe
VIII. David et Besabée
IX. Antoine et Cléopatre
X. Vénus et Adonis
XI. Christ et Madeleine
XII. Dante et Béatrix
XIII. Manon Lescaut et Des Grieux
XIV. Apothéose de l'Amour

2. Evocación (orquestación: Jesús Rueda)
3. Triana (orquestación: Jesús Rueda)
4. Lavapiés (orquestación: Jesús Rueda)
----------
TRITÓ TD0042 (Diverdi) [43'20'']
Grabación: Noviembre de 2006, Marzo y Octubre de 2007


Poèmes d’amour es un melólogo que Albéniz escribió en 1892 por encargo del Lyric Theatre de Londres. Sobre el recitado de catorce poemas simbolistas de Armand Silvestre, el compositor escribe para quinteto de cuerdas, flauta, oboe, trompa en fa, piano y armonio una música de gran refinamiento. Jesús Rueda (Madrid, 1961) ha orquestado tres piezas de Iberia ("Triana", "Lavapiés", "Evocación") pensando en una orquesta clásica. Una doble novedad albeniciana en las batutas de dos jóvenes estrellas, Petrenko y Noseda, al frente de la Orquesta de Cadaqués.

[Publicado en Diario de Sevilla el sábado 7 de junio de 2008]


Albéniz: "Christ et Madeleine" de Poèmes d'Amour. [1'15''] Isabelle Bres. Orquesta de Cadaqués. Vasily Petrenko

Comme aux pieds du Seigneur elle était demeurée,
Après avoir versé ses parfums et son coeur.
Cependant que, du temple ayant gagné l'entrée,
La foule s'écoulait avec un bruit moqueur.

La solitude ayant mis à nu leurs deux âmes,
Elle lui dit : " Je t'aime ! Et les siècles diront :
Celle-là fut bénie entre toutes les femmes
Qui te tint dans ses bras et qui baisa ton front ! ".

Christ répondit: " Attends que je sois mort ! Je t'aime !
C'est seulement quand au linceul tu m'étendras,
Femme, que tu pourras, sans affront ni blasphème,
Me baiser sur le front et m'étreindre en tes bras.

Mon sang de tes péchés aura lavé l'injure,
C'est pour toi que je meurs, ô femme, seulement,
Que ta chair rachetée et que ta lèvre pure
Te fassent digne enfin de ton Dieu pour amant ! ".

Tu peux mourir, ô toi qu'adora Madeleine !
Dans ses fauves cheveux ton coeur reste embaumé.
Sa bouche sur ta bouche épuisa ton haleine.
Ne plaignez pas Jésus ! Les femmes l'ont aimé !

P.S. Es muy posible que la actriz Sarah Bernhardt estrenase esta singular obra de Isaac Albéniz (en la que seguramente colaboró también el madrileño Enrique Fernández Arbós), con el propio director en la batuta el 20 de junio de 1892 y en una traducción al inglés de los poemas de Paul Armand Silvestre. La obra no se había escuchado nunca en su versión original hasta que la Orquesta de Cadaqués, dirigida por José de Eusebio (editor de la partitura) y con la participación de la actriz Mercè Arànega, la ofreció en Camprodón el 19 de agosto de 2005, en el marco del XX Festival de Música Isaac Albéniz. Resulta difícil deducir si la música fue escrita para que sonase como fondo del recitado de los poemas (como se hace en este disco) o en forma de interludio entre cada uno de ellos, aunque el tipo de instrumentación permite la opción aquí escogida.

En cuanto a las orquestaciones de Rueda, nacieron de sendos encargos ("Triana" y "Evocación" de la propia Orquesta de Cadaqués; "Lavapiés" de la Orquesta de la Comunidad de Madrid), lo que marca su instrumentación casi camerística, que las distancia considerablemente del resto de arreglos existentes de estas obras, escritas para gran orquesta y en las que se hace mucho más hincapié sobre la exuberancia del color. Aquí está todo mucho más quintaesenciado, cuidado con exquisitez cada contraste de dinámicas, cada exposición de un nuevo instrumento. Es distinto a todas las orquestaciones conocidas de Iberia, lo que hace muy interesante su conocimiento.