miércoles, 17 de marzo de 2010

Creciendo con la polifonía inglesa

Nova Lux Ensemble
NOVA LUX ENSEMBLE

XXVII Festival de Música Antigua de Sevilla. Componentes: Rocío de Frutos y Abenaguara Graffigna, sopranos; Beatriz Aguirre y Sergi Moreno-Lasalle, altos; Jorge Juan Morata y Víctor Sordo, tenores; José Antonio Hoyos, barítono; Pau Bordas, bajo. Director: David van Asch. Programa: Joyas del siglo de oro británico (obras de Tallis, Byrd, Philips, Weelkes, Tomkins, Gibbons y anónimas). Lugar: Iglesia del Convento de Santa Ana. Fecha: Martes 16 de marzo. Aforo: Casi lleno.

* * *

CRECIENDO CON LA POLIFONÍA INGLESA

Creado a partir de la Coral de Cámara de Pamplona en 2006, el Nova Lux Ensemble es un conjunto todavía muy joven para el terreno artístico en el que se mueve, pero sus resultados en el campo de la polifonía renacentista empiezan a ser ya más que dignos.

Para afrontar un programa de la gran tradición inglesa de los siglos XVI y XVII, el conjunto navarro ha trabajado con David van Asch, fundador del cuarteto vocal The Scholars, con el que hizo durante décadas conciertos por medio mundo (incluido el Festival sevillano). Van Asch no se dejó llevar por la tendencia de los grupos corales ingleses a potenciar la brillantez del sonido mediante el recurso a desequilibrar el conjunto favoreciendo a las sopranos, y el Nova Lux sonó muy equilibrado en todo momento, aunque le queda aún un importante trabajo que hacer en materia de redondez y empaste, que se resintieron especialmente en las obras de Thomas Tallis y en las piezas latinas de William Byrd.

Con una irregular calidad de las voces solistas, bien perfilado por los bajos (imponente por potencia y robustez Pau Bordas) y las sopranos (dos voces cálidas y bien colocadas), con alguna indecisión ocasional en las entradas, el conjunto fue creciendo en la segunda parte del concierto, en la que con obras próximas a las nuevas formas barrocas (uso de la policoralidad, secciones homofónicas, puntuales recursos a los madrigalismos) impuso un estilo intenso y aguerrido (impresionante el Ecce vicit Leo a doble coro de Peter Philips) que tuvo su contrapunto en un uso muy limitado de los reguladores, con tendencia a cantar casi todo en forte y cierta pérdida de prestancia cuando se bajaba del mezzopiano.

[Publicado en Diario de Sevilla el miércoles 17 de marzo de 2010]

Wikio